24h Extremadura.

24h Extremadura.

La reserva del Guadiana sube un 8,3% y la del Tajo un 5% tras las lluvias de Semana Santa.

La reserva del Guadiana sube un 8,3% y la del Tajo un 5% tras las lluvias de Semana Santa.

Las intensas lluvias caídas durante la Semana Santa han tenido un impacto positivo en las reservas hídricas de España, especialmente en la cuenca del Guadiana y del Tajo. La reserva del Guadiana ha aumentado en 8,3 puntos, alcanzando el 48,7% de su capacidad, mientras que la del Tajo ha subido en 5 puntos, llegando al 76,6%.

Tras estas últimas precipitaciones, la cuenca del Guadiana cuenta con 3.857 hectómetros cúbicos de agua embalsada, y la del Tajo tiene 7.921 hectómetros cúbicos, según datos del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco).

En el conjunto del país, las lluvias han propiciado un aumento del 5,3% en la reserva hídrica, llegando a un total de 32.407 hectómetros cúbicos de agua embalsada, lo que significa un incremento de 2.968 hectómetros cúbicos en tan solo una semana.

Las precipitaciones han sido especialmente relevantes en toda la Península, con un registro máximo en Ceuta de 172,6 litros por metro cuadrado, lo que ha contribuido al aumento de los embalses.

En comparación con el año pasado, los embalses están un 11,6% por encima, con 6.489 hectómetros cúbicos más de agua. Sin embargo, se sitúan dos décimas por debajo de la media de los últimos diez años, con un total de 35.526 hectómetros cúbicos, lo que representa 151 hectómetros cúbicos menos de agua.

Por vertientes, la reserva en la parte atlántica se encuentra al 64,8% con un aumento de 6,4 puntos, mientras que en la vertiente mediterránea se sitúa en el 57,7% y ha subido dos puntos en la última semana.

En cuanto a los diferentes ámbitos, el Cantábrico Oriental cuenta con un 93,2% de reserva, el Cantábrico Occidental con un 82,9%, y el Miño-Sil con un 86,9%. En el otro extremo se encuentran las Cuencas internas de Cataluña, con solo un 16,4% de reserva.

Es relevante destacar los incrementos en el Guadalquivir, que ha pasado del 30,3% al 42,9% en una semana, y en Tinto, Odiel y Piedras, que han subido del 78,6% al 84,3%. Este aumento en las reservas hídricas es una noticia positiva para el país y muestra la importancia de seguir gestionando de manera sostenible nuestros recursos naturales.